La generación del Rotring y el tiralíneas

7 Flares Filament.io 7 Flares ×

Has usado alguna vez un tiralíneas con tinta o con tempera para dibujar? O sabes que es? Pues yo si. Soy de esa generación que estudio una carrera como arquitectura, de  6 años, con Rotring, y tiralíneas, escuadras, reglas y plantillas. Wow, que época. Como me divertía hacerlo.

Yo comencé con el ordenador, en el año 89, y ya llevaba 6 años trabajando de arquitecto. A veces lo cuento, y la gente se me queda mirando.

Porque mis primeros trabajos fueron en una constructora que hacia los planos para pedir licencia de obras, y en esa época, los de instalaciones se hacían en un material que se llamaba tela, y era como una fibra azul, que por un lado se dibujaba con tiralíneas y temperas de colores. La Municipalidad de Buenos Aires, te pedía los planos así. Resistían el paso del tiempo, no amarilleaban y eran planos que se podían copiar en papel.

Parece que paso mil años, pero no. La tecnología va tan rápido, que no nos damos cuenta. 

Todo esto viene, porque hoy pase por el Ayuntamiento para pedir una licencia de contenedor para una obra. La chica que me atendió, escribía a mil en el teclado pero solo con dos dedos. Eso me recordó, que mi madre me obligó, si, como leen, me obligó con 15 años a ir tres meses a una academia que se llamaba Pitman, a escribir a máquinas. Ella pensaba que si trabajaba de secretaria o de cualquier trabajo administrativo, me iba a venir bien.

Yo recuerdo que despotrique mucho. Pero luego de muchos años, no saben como se lo agradezco. Porque con la era digital, yo escribo con todos los dedos sin mirar el teclado.

La anécdota se la conté a la chica y nos reímos un rato. Ella me dijo, que si, escribe rápido con dos dedos, pero tiene que tener la vista en el teclado para ver que escribe. Lo mio es intuitivo, no le presto atención a las teclas, solo para ver si puse bien los dedos al empezar. Algo bueno tenia que salir de ese calvario de tres meses.

Evidentemente, mi madre, se equivocó en la intención, de que aprendiera a escribir a máquinas por si tenia que trabajar y no estudiaba. Pero sin quererlo y sin saberlo, me ayudo a incorporarme a la tecnología sin problemas.

Cuando me vienen recuerdos así, veo para atrás, y pienso, joder cuantas cosas han pasado. Si cuando estaba en la facultad en vez de aprender 3d, hacia las perspectivas a mano, pintadas con acuarelas. Y ahora me quieren plantear el debate si render digital o a mano?? Pues a mano, siempre. Le da personalidad y tu propio estilo a todo lo que haces.

Yo he aprendido a hacer lo nuevo también con el ordenador, pero no deja de ser impersonal y plano. El otro día, fui a ver la exposición de Art Deco en la Fundación Juan March de  Madrid, y había dibujos de casas o espacios de Rob Mallet-Stevens, del principio del siglo XX. Un excelente arquitecto, y sus dibujos con una personalidad que hoy en día, luego de 100 años, se reconocen.

Eso pasará con lo realizado con la tecnología dentro de otros 100?. El 3d actual, es plano, y todo igual.  No creo que lo consigan.

Mira algunos de los dibujos de Mallet que aun hoy perduran. Los ficheros no se perdieron por un virus, o por el tiempo, porque son en papel, y ahí están.

7 Flares Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 Email -- Pin It Share 7 Filament.io 7 Flares ×

Plural: 5 Comentarios Añadir valoración

  1. Sandra dice:

    Academias Pitman de Argentina, eran las que quería llevar a Europa el novio de la protagonista de “El tiempo entre costuras”, la novela de María Dueñas.

    1. lucre dice:

      NO tenia ni idea, yo no lei el libro, solo vi la serie 😛

  2. Carmina dice:

    Ja, ja, ja. Como me identifico… Y o saqué matrícula de honor en dibujo técnico en el últimocurso de bachillerato… y con tiralíneas. Y un curso que aprobé todo en junio, el premio fue… todo el verano tecleando en un mamotreto de una academia. En mi familia se miraba muy mal a los ociosos. Eso sí, lleguè a escribir a una velocidad de concurso

    1. Lucre dice:

      🙂 niñá que me estoy pensando irme de nuevo a Cadiz este verano, ya te avisare… bbsss

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *